Billete de Hong KongShenzhen es una ciudad moderna nacida a la sombra de Hong Kong, que hasta 1997 fue colonia británica y basó su poderío económico en el comercio y exportación de productos chinos al resto del mundo.

Yo conocí Hong Kong antes de esa fecha y realmente era una ciudad (o país…muy parecido a Andorra o Mónaco por extensión y riqueza) boyante, pero tenía fecha de caducidad, y debía ser devuelta a China, que ya se había aprovechado de su comercio creando la megaciudad de Shenzhen a su lado, pero por supuesto con unos precios muchos más baratos para el establecimiento de cualquier comercio (en Hong Kong no se producía nada desde hacía años porque no era rentable, todo se producía en Shenzhen).

El Gobierno chino, con la inteligencia que siempre me ha sorpendido, guardó de nuevo el comunismo en el bolsillo y decidió apoyar la parte económica y ganar dinero gracias a Hong Kong, creando una Región Autónoma y manteniendo la frontera y todas las ventajas bancarias, financieras, legales y de impuestos.

Así que ahora poco a poco mientras Hong Kong se va desinflando, ya que el comercio en muchos casos ya no pasa por Hong Kong y va directo desde China, promociona Shenzhen y simplemente un día, eliminará la frontera. Luckyarn dispone de una oficina en Shenzhen para la importación de productos electrónicos, LED y beneficiarse de su posición estratégica en Cantón.